Foro Facebook G+ Twitter Youtube RSS Contactar
El mejor tratamiento para eliminar
un tatuaje es mediante láser.
El tipo de láser necesario para
eliminar un tatuaje es especial.
Los láseres para eliminar tatuajes los
manejan los dermatólogos expertos de IML.
El dermatólogo debe valorar el tipo de tatuaje para
definir el tipo de tratamiento láser más eficaz.
La consulta informativa con un dermatólogo de IML
sobre la eliminación de un tatuaje, es gratuita.
  

Efectos secundarios de la eliminación de tatuajes

Hipopigmentación:

Efectos secundarios de eliminar tatuajes con láser

La hipopigmentación es bastante frecuente y es directamente proporcional al número de sesiones y a la agresividad de éstas. En algunos casos puede ser permanente.

Hiperpigmentación:

La hiperpigmentación es transitoria en fototipos oscuros.

Cicatrices hipertróficas y queloides:

Las cicatrices hipertróficas y queloides son otros de los efectos secundarios de la eliminación de tatuajes, especialmente si se usan sistemas no Q-Switched o energías muy altas.

Cambios en la textura de la piel.

También se pueden apreciar cambios en la textura de la piel de la zona afectada por el tatuaje.

Ennegrecimiento del tatuaje:

Este proceso es característico de los colores carne de las micropigmentaciones, ya que los pigmentos férricos se oxidan, al igual que el dióxido de titanio, y se ennegrecen. Debe advertirse al paciente de esta circunstancia, ya que, aunque con posterioridad este efecto desaparece, temporalmente el perfil de los labios o las cejas marrones tenderán a colorearse de negro.

Infecciones y aparición de alergias:

Aunque son efectos secundarios bastante infrecuentes, en ocasiones pueden aparecer infecciones o alergias.

Antes de iniciar un tratamiento para eliminar un tatuaje, solicite consulta informativa gratuita con uno de nuestros dermatólogos.